La mejor hora para entrenar

la mejor hora para entrenar

La mejor hora para entrenar

 

Muchas veces oigo las conversaciones en el vestuario del gimnasio sobre la mejor hora para entrenar. Las preguntas tipo ¿cuándo es mejor hacer ejercicio: por la mañana o por la noche? ¿es más efectivo correr antes de ir a trabajar o después? ¿cuál es la mejor hora para ir al gimnasio? son muy comunes. En muchas ocasiones la conclusión a la que se llega es que todo depende de la situación laboral y familiar. No estoy totalmente de acuerdo y ahora os explico por qué.

 

El mejor momento para entrenar según la Universidad de Birmingham

 

La cuestión sobre la mejor hora para entrenar es tan relevante que hasta la Universidad de Birmingham ha dedicado uno de sus estudios a este tema.

Los investigadores descubrieron que la hora del máximo rendimiento varía según el reloj biológico del individuo. Es decir, los madrugadores compiten con mayor éxito alrededor de las 12, los dormilones entre las 19 y las 20, las personas que no pertenecen ni a los madrugadores, ni a los dormilones consiguen mejores resultados alrededor de las 16.

Parece muy sencillo. Solo (¡solo!) tenemos que encajar en la jornada laboral una hora de entrenamiento que mejor se adapte a nuestro reloj biológico. Mi experiencia me dice que no todo es tan fácil. Empecé a practicar atletismo hace más de diez años [más sobre mi trayectoria] y a lo largo de todo este tiempo noté como varios factores influían en la correcta rutina de entrenamientos y lo que es la mejor hora para entrenar.

 

la mejor hora para ir al gimnasio

Factores principales que impacten a los entrenamientos

 

En mi experiencia para definir la mejor hora para entrenar hay que destacar ante todo el estado de la salud, la situación familiar y laboral. Pero no solamente estos aspectos influyen muchísimo. El mejor momento para el entrenamiento también depende de:

  • los objetivos que os habéis puesto. ¿Queréis coger la costumbre de entrenar regularmente o aumentar el volumen de las sesiones? ¿Mejorar el estado físico general o preparar la competición? ¿Adelgazar o ganar masa muscular? Yo, por ejemplo, entreno para competir con lo cual a veces toca a hacer ejercicio a cualquier hora del día. Gracias al costumbre ganado en todos estos años voy hacia mis objetivos sin demasiada presión.

 

  • calendario de las competiciones. Eso sí, el calendario de las pruebas es sacro para mí, por eso organizo mis actividades lucrativas y de ocio en manera que me dejen un hueco para entrenar o descansar según las competiciones previstas.

 

  • tipo de entrenamiento. No es lo mismo hacer una tirada larga que un trote de 30 minutos, un fortalecimiento con pesas que una sesión ligera de ejercicios. Si salgo a entrenar a primera hora de la mañana o al final del día decido en función más bien del entrenamiento previsto. Y que se adapte mi reloj biológico.

 

  • el estado de animo. A veces hay que tomárselo con calma. Si se está acumulando demasiado trabajo o estáis privando a vuestra familia del tiempo dedicado exclusivamente a ella, no hace falta meter la presión. Es mejor faltar un día en al gimnasio, pero arreglar las cosas. De nada sirve una clase de yoga si seguís pensando en los deadlines en vez de relajarse y concentrarse en la respiración.

 

  • la edad. He notado que con los años la reacción de mi cuerpo a los entrenamientos también ha ido cambiando. Si antes era absolutamente impensable para mi realizar una carrera continua de 90 minutos por la mañana temprano, ahora es algo habitual. En cambio, una sesión de crossfit me la planeo para tarde/noche mientras antes podía macharme haciendo burpees a las 06:00.

 

el mejor momento para hacer ejercicio

 

Conclusión que he sacado

 

Para mí no existe la mejor hora para entrenar. Porque la mejor hora no es una hora fija, es la hora cuando mejor me encuentro y cuando la sesión mejor encaja en mi jornada de acuerdo con el plan de entrenamientos y el calendario de competiciones. Lo que sí que es vital es la flexibilidad por mi parte y la posibilidad de adaptar los entrenamientos al lugar donde estoy, al equipamiento que tengo.

Por eso he preparado una lista con unos consejillos que me ayudan en mi día a día deportivo.

Entrenar tanto en grupo, como solo

 

Desde mis primeros entrenamientos me ha quedado claro que hay que  entrenar tanto en grupo, como solo. El grupo os ayuda a superar los bajones de motivación y os da apoyo cuando tenéis que recuperar después de una lesión. Realizando entrenamientos por vuestra cuenta os enseña a escuchar vuestro propio cuerpo y vencer a los pensamientos negativos tipo „no puedo más“, „ahora no es el momento“, „no tengo tiempo, para qué sirve hacer solo 20 minutos de ejercicio“.

 

Entrenar según un plan modificable

 

Entrenar según un plan pero con posibilidad de modificar los entrenamientos o adaptarlos al lugar donde os encontráis. Si viajáis y os alojáis en un hotel sin gimnasio o el tiempo no os permite entrenar fuera, os aconsejo posponer la sesión prevista y sustituirla por un entrenamiento „en casa“.

 

Aprovechar de las aplicaciones móviles

 

En estas ocasiones me ayudan las aplicaciones como Runtastic Results, 8fit que disponen de rutinas de ejercicios sin requerir ningún material y se puede elegir la duración y el nivel necesarios.

 

Programar rutinas variadas

 

Variar rutinas es otro consejo que me ayuda muchísimo. Practicar el atletismo no significa limitar los entrenamientos a carrera y fortalecimiento con pesas. En mi plan siempre tengo programadas series en pista, tiradas largas campo a través, unas sesiones de yoga (Daily Yoga App por si tenéis que hacerlas en casa), crossfit y natación.

 

Rutinas variadas implican también la flexibilidad, que os comentaba antes, en encontrar la hora apropiada para cada tipo de entrenamiento. Eso sí, siendo un trabajador autónomo, organizo mis tareas con más facilidad.

 

Así que la mejor hora para entrenar para mí es la hora cuando salgo a entrenar, sea a primera hora de la mañana o en plena luz del día, entre una tarea y otra o al final de la jornada intensa 😉 ¿Y cuál es la tuya?


¡Hola! Mi sitio web utiliza cookies tanto propias y de terceros para analizar tu navegación y ofrecerte un servicio más personalizado y publicidad acorde a tus intereses. Si quieres continuar navegando, acepta La Política de Cookies. ¿Qué son las Cookies?

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar